Ámbito de comunicación (Módulo V)

Como ya expliqué en una entrada anterior, las enseñanzas de adultos me tienen bastante ocupado este curso. Para organizar los contenidos de lengua del Nivel II de ESPA que figuran en el C.R.E.A. me he decantado por preparar unos esquemillas que quizás puedan serle de utilidad a quien se enfrente por primera vez a estas enseñanzas. Ahora toca, pues, continuar compartiendo materiales y tras el Módulo IV, al que ya dediqué una entrada, llega el turno del Módulo V.

Anuncios

Ámbito de comunicación (Módulo IV)

logoepEste curso he cambiado de trabajo. Me he pasado a la enseñanza de personas adultas y muchas cosas son diferentes. Sí, la materia -es decir, el referente- es la misma, más o menos; pero casi todo lo demás ha cambiado: los receptores, el canal (al que ya me referí en otra entrada anterior), el contexto físico y legal y, en consecuencia, el código que debe emplearse.

Una de las materias que imparto es el Ámbito de comunicación en el Nivel II (equivalente a 3º y 4º de ESO) en la modalidad semipresencial. Esta asignatura se organiza en dos áreas diferentes: inglés y lengua española, que es de la que me encargo. A su vez, debéis saber que los distintos ámbitos en Secundaria de Adultos se dividen en módulos independientes entre sí. En el Nivel I, el que equivale a 1º y 2º de ESO, se encuentran los tres primeros módulos y en el Nivel II, los módulos IV, V y VI. A cada uno de esos módulos les corresponden una serie de bloques de contenido que vienen definidos por la legislación pertinente.

En fin, todo lo anterior viene al caso porque quiero compartir unos enlaces a los esquemas de los contenidos correspondientes al Módulo IV; es decir, el primer trimestre del Nivel II, por simplificar. La Administración educativa andaluza ha ido elaborando a lo largo de los últimos años unos materiales didácticos que se presentan como la referencia en cada una de las asignaturas (se puede acceder a ellos en el C.R.E.A). Los esquemas que se enlazan a continuación se basan, por tanto, en dichos materiales. Ahí van:

El canal comunicativo en la enseñanza de adultos

Vaya por delante que soy novato en la enseñanza de adultos y lo último que quisiera es pontificar sobre lo que debe hacerse o no, sobre todo en una cuestión sobre la que se han vertido ríos de caracteres en los últimos años. Sin embargo, uno no puede evitar compartir lo que hace. Será la costumbre o, quizás, el haberse enfrascado en una modalidad de enseñanza que, en ocasiones, resulta tremendamente solitaria.

Pero centrémonos en lo que importa. Este curso me enfrento por primera vez a la Secundaria y el Bachillerato de personas adultas en la modalidad semipresencial. Toca, por tanto, «cambiar el chip», ya que el contexto y el receptor han cambiado —y de qué manera—, lo que obliga a trastocar todos los elementos del proceso de comunicación educativo en el que llevo inmerso casi treinta años. Además de ese cambio de mentalidad y de recursos, digo, una de las primeras batallas a la que he debido enfrentarme es a la doma del canal comunicativo; en mi caso, la plataforma Moodle de enseñanza semipresencial que se emplea en Andalucía.

La batalla en sí no ha sido contra la herramienta, con la que estaba familiarizado, sino más bien con la forma en que disponer su apariencia para que fuese un recurso útil, rentable, que no provocase rechazo a unos receptores no especialmente duchos en estas lides y que, por supuesto, sirviese a los objetivos perseguidos.

Después de un tiempo trabajando en ella, en mi Moodle de mi alma, se me ha ocurrido empaquetar mi idea del trabajo con la plataforma en un esquemilla. Lo comparto a continuación por si a algún osado lector le sirviese o lo discutiese.

Captura de pantalla -2018-11-26 12-15-29
Puse sobre la imagen para ampliar