Digitalización de contenidos

Los habituales de este blog es seguro que ya estarán informados de los planes gubernamentales, bien de manera directa o a través de los blogs de Jordi o de Paco. Por lo que yo sé, no se sabe casi nada, y lo que se conoce es a través del redactor de turno de El País, que sabe Dios de qué se habrá enterado. En fin, podemos elucubrar con que se van a repartir portátiles o con que la digitalización consistirá en trasplantar los libros de texto existentes a formato electrónico. Es posible, desde luego. También es probable que aparezcan ciertos portales-repositorios, perfectamente patrocinados por marcas e instituciones, plagados de espléndidas actividades que no pueden emplearse en el aula porque no se adaptan a las circunstancias de tu alumnado. En última instancia, la clave residirá en la competencia del profesorado para buscar, seleccionar, adaptar y crear. Vamos, igual que en el mundo educativo pre-digital.

Porque, la verdad, no creo que existan diferencias entre trabajar con las bibliotecas y textos actuales y hacerlo con el gran libro de texto que es Internet. El docente innovador lo es en lo analógico y en lo digital, aprovecha aquello que se le pone a tiro para hacer su trabajo. El problema se plantea con aquel profesorado que se limita a lo que todos sabemos. Para ese tipo de profesional casi no existirá cambio: ahora sigue un libro en papel con su propuesta de actividades; en el futuro seguirá unos "libros digitales" o unos repositorios bien categorizados. En última instancia se trata de seguir una receta. Y es indispensable que, de una manera u otra, aparezcan buenas recetas.

El seguimiento de la receta no me parece malo en sí mismo, si se acomete con honradez y criterio. No se puede exigir a todo el colectivo que se sitúe en la vanguardia, que se forme en su tiempo de ocio para ser experto en tecnologías de la información y la comunicación, que invierta horas y horas en la preparación de una sesión de trabajo. No hay derecho a exigir comportamientos heroicos. La administración educativa está obligada a facilitar materiales de trabajo bien diseñados, actualizados y adaptados a la realidad educativa del país, sea en el formato que sea. Es evidente que Internet y las aplicaciones informáticas deben ocupar un lugar importante en los nuevos tiempos, aunque sin olvidar otras realidades. Es fantástico asistir virtualmente al proceso de transpiración de una planta, pero lo es más ser testigo real de su ciclo vital en un pequeño huerto escolar, por ejemplo.

En fin, que al parecer las autoridades pretenden digitalizar la educación -sea eso lo que sea- y a mi me da algo de susto, no vaya a ser que el coste de la digitalización (?) suponga la ausencia de financiación para otras actuaciones: libros, huertos, excursiones, actividades culturales, recursos humanos, profesorado, yo qué sé, la enseñanza.

Anuncios

8 comentarios en “Digitalización de contenidos

  1. Una declaración muy ecuánime y muy sensata, José María. De todas formas, incluso para utilizar esos “portales-repositorios” a los que te refieres, o incluso los simples libros digitales, hace falta un gran esfuerzo de formación del profesorado, que no sé si está previsto en estos planes.

  2. Manejar un libro de texto difiere muchísimo de la consulta de uno digital. Así que los que recurren a recetas tendrán que hacer el esfuerzo de conocer los nuevos medios, aunque éstos no introduzcan nuevas metodologías.

  3. Detalles de Catalunya. El 22 de mayo ya se habrán seleccionado 100 IES participantes. Se podrán elegir dos modalidades: combinar libro de texto con digital o todo digital. En ambas será obligatorio impartir un 60% de las clases con libros digitales (DIGITAL TEXT mayoritariamente, porque SANTILLANA no los tiene a punto). No ha habido concurso público. En la práctica, serán 5 materias por curso. Otro detalle: La formación durará 4 horas.
    Ver detalles en http://imae.wikispaces.com/LlD-PiR

    HEMOS creado una wiki para unirnos, saber más y protestar:
    http://llibresdigitals.wikispaces.com

  4. Creo que cualquiera que se dedique a la docencia, por simple lógica y por sentido de la decencia, debe estar al tanto de lo que hay en el mundo. Precisos los papiros, y los manuscritos iluminados, y tantas maravillas que la cultura nos ha dejado. pero el mundo real de nuestros alumnos es el que es. Debemos enseñarlos para su futuro, no para nuestro pasado. Los alumnos no son un material humano que están al servicio de nuestra vanidad de “sabios”. No deben ser el lugar en el que soberbiamente volcamos lo que sabemos. Más bien son seres a los que humildemente debemos ayudar a funcionar en el mundo. EN EL MUNDO REAL. No en un mundo llorado. No puede ser que los docentes del siglo XXI funcionen como si estuvieran en el XX. ¡Bien por la cosa digital!. A ver si dejamos de producir las ingentes cantidades de papel de la actualidad. A mi este proceso me parece valiente, honrado y muy sensato. Problema: La vagancia (algunos se ofenden si han de hacer ningún esfuerzo más allá de dar una clase, olvidan que dentro de nuestro horario de trabajo ya sae incluye el perfeccionamiento de la labor educativa), la incompetencia de los que elaboran los materiales (no porque sean incompetentes en su trabjao, más bien porque ni saben como son los alumnos, ni la mejor manera de explicar las cosas). Si los docentes tuvieran los conocimientos adecuados y fueran ellos los elaboradores de los materiales, sería magnífico…. La administración debería buscar entre los suyos. Eso de dejar los materiales en manos ajenas….. Fantástico lo del huerto, y las salidas…. Pero eso son momentos puntuales (a consaervar, claro), pero ¿el día a día en las aulas?

  5. Me parece fantástico el tema, creo también que todo docente tiene la real obligación de capacitarse y desarrollarse en el ámbito de la innovación de sus metodologías pedagógicas. Me alegra haber encontrado este blog porque me he pasado la última semana estudiando este tema, así como también la brecha digital que pienso van muy de la mano.
    Como comunicador creo que el soporte audiovisual es una herramienta muy útil y explotable para el área de la pedagogía, ya que gracias a este lenguaje logramos llegar a un espectador de manera directa y perfectamente entendible, además que posee la característica de aplicarse a diferentes ciencias y traducirlas a una narrativa más didáctica e interactiva; cito como ejemplo muy simple a una operación matemática que podemos convertirla en video para su explicación, o algo más aplicado a la industria audiovisual como un documental producido en base a un estudio etnográfico realizado por antropólogos, aportando material a su propia facultad y a sus futuros alumnos.
    Es innegable que sería genial ser testigos reales del ciclo vital de una planta en un pequeño huerto escolar, pero nuestros niños llegarían a la pubertad esperando a ver crecer y morir esa planta, o se caerían de espaldas aprendiendo el sistema de reproducción del ser humano si no fuera por una pequeña ayuda que el lenguaje audiovisual les entrega, tampoco creo que existan doctores que lograran aprender su profesión con la facultad de echar a perder, en fin, de todas maneras no voy en contra de lo analógico ante lo digital, pero si estoy de acuerdo que si un profesor, o generalizando un poco más, la educación no es capaz de adaptarse a las necesidades de la actualidad y no utiliza herramientas digitales para sus metodologías, no logrará un cambio en la comunidad, un futuro que por ende no podrá aportar ni compartir a las próximas generaciones.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s