¿Es posible una poética del blog?

El término poética, tal como nos ha sido transmitido por la tradición, designa: 1) toda teoría interna de la Literatura; 2) la elección hecha por un autor entre todas las posibilidades (en el orden de la temática, de la composición, del estilo, etc.) literarias; “la poética de Hugo”; 3) los códigos normativos construidos por una escuela literaria, conjunto de reglas prácticas cuyo empleo se hace obligatorio.

Ducrot-Todorov, Diccionario

poética.

(Del lat. poetĭca, y este del gr. ποιητική).

1. f. poesía (‖ arte de componer obras poéticas).

2. f. Ciencia que se ocupa de la naturaleza y principios de la poesía, y en general de la literatura.

3. f. Tratado en que se exponen los conocimientos de poética. En la biblioteca hay una buena colección de poéticas.

4. f. Conjunto de principios o de reglas, explícitos o no, que observan un género literario o artístico, una escuela o un autor.

Diccionario de la Real Academia

Sé que es un lugar común en la blogosfera abordar cuestiones referidas a lo que podría llamarse “poética del blog”. Hay por ahí un gran número de artículos, referencias y libros publicados en los últimos años que tocan la cuestión, aunque no de manera específica, lo que justifica mi deseo de que alguien con el concimiento suficiente, se decida a abordarla y dar carta de naturaleza definitiva en el mundo de las Humanidades a un fenómeno tan interesante como es la escritura de bitácoras. Hasta el momento, las personas que se han dedicado al empeño de teorizar sobre los weblogs han sido educadores que exploran las posibilidades que en la práctica docente tiene el fenómeno o periodistas que ven el blog como una verdadera revolución de la información o personas vinculadas al mundo de la tecnología a las que interesa el fenómeno como una parte más de lo que se ha llamado web 2.0 y de la evolución de la web, centrándose más en los aspectos de diseño y construcción que en los comunicativos, o han sido los propios usuarios de blogs, independientemente de su procedencia, los que han sentido la necesidad de reflexionar sobre una actividad que ocupa una buena parte de su tiempo. El resultado de este interés es la proliferación de posts en los que se aborda una u otra cuestión, habitualmente en el tono ligero y poco exhaustivo que parece ser rasgo recurrente del blogging, como consecuencia de las peculiaridades del canal empleado; pero no un estudio descriptivo sistemático del discurso.

Reconozco que un estudio de tal calibre se encontraría con el gran problema de la dispersión del corpus, pero reconocerán que los estudios literarios se encuentran con el mismo problema multiplicado por las variables de tiempo y espacio y no por ello dejan de aparecer obras que abordan la cuestión. La poética del blog no debiera ser algo diferente. Si me apuran, el gregarismo, la tendencia de los blogueros a reunirse en comunidades de uno u otro signo, facilita la tarea, permitiendo un abordaje en la línea que marca la cuarta acepción del término “Poética” en el Diccionario de la Real Academia.

Y, por descontado, solamente exige decisión el lanzarse al estudio concreto de un autor que pudiera considerarse relevante o significativo de una determinada forma de entender el blogging. O bien de una determinada manera de bloguear, de un determinado recurso técnico. Al fin y al cabo, y volviendo a la comparación con los estudios literarios, la historia de la crítica está llena de este tipo de estudios parciales de la suma de los cuales puede extraerse una visión de conjunto.

Supongo que la verdadera razón de que no existan este tipo de estudios hay que buscarla en la mocedad del fenómeno blog, en el cuestionamiento del concepto de autor y en la no consideración de la escritura en las bitácoras como algo independiente, diferente, de la escritura con mayúsculas. Probablemente tengan razón los que así piensan, aunque desde mi punto de vista existen ciertos elementos que individualizan esta actividad, aunque solamente sea la increíble difusión de la misma, lo que ya justifica el interés por ella.

Anuncios

6 comentarios en “¿Es posible una poética del blog?

  1. Como bien dices, Eduardo, el problema de esto es encontrar el tiempo, las ganas y también el saber para llevarlo adelante. No creo que sea una tarea para llevar a cabo en un blog, por ejemplo, sino más bien a través de un medio más académico. Los blogs deben ser algo ligero, según yo los entiendo, entre otras cosas porque a ver quién es el guapo que se lee en pantalla un texto largo. Yo, desde luego, no soy capaz.

    Hablas de un proyecto colaborativo. Sería una buena opción. Pero habría que fijar un objetivo: un libro, un dossier, no sé. Y también una estructura y definir un corpus y… ¿lo hacemos?

  2. Miedo me da, como decía el otro.

    Tal vez se podría prescindir del corpus, y montar un proyecto descaradamente subjetivo que versara en torno a lo que hacemos los blogueros que participemos en él. El resultado tal vez no tuviera demasiada validez científica, pero sí la tendría testimonial.

    El wiki puede ser un buen soporte para reunir a los interesados. Si se consiguen suficientes adhesiones, y suficientemente representativas, tal vez podríamos desembocar en un proyecto de más enjundia.

    No sé si conoces dos artículos míos que claramente pueden emparentarse con este propósito de poética bloguera. Los tienes en las entradas de mi bitácora correspondientes al 7 y al 8 de enero.

  3. No sé si te he comprendido bien. ¿Lo que vienes a decir es que montemos un wiki en el cada autor de blog defina su forma de entender el blogging y como, a su juicio, lo pone en práctica en su bitácora? Me parece una idea interesante, aunque como bien dices, su utilidad dependería de las adhesiones que pudieran conseguirse.
    En relación a la forma de presentación, reconozco que me gustaría más que se tratase de un blog, pero el wiki tiene la ventaja de poder colaborar entre varios, en el caso de que el proyecto fuese más allá de autopoéticas personales.
    En fin, me gustaría que matizases más tu idea.

    Por cierto, que tus dos entradas me han resultado interesantísimas, porque en la constucción de un yo y un tú parece resumirse esto del bloguear.

  4. Lo que yo propongo es alguna plataforma de publicación (es más fácil un wiki que un blog, pero no haría de esto un caballo de batalla), que nos permita desarrollar una serie de elementos de la poética del blog. A partir de aquí, los blogueros y blogueras interesados en el invento podrían exponer sus propias ideas, en aquel o aquellos aspectos de la poética del blog donde les parezca más interesante colaborar.

    A título de ejemplo, se me ocurren algunos elementos de reflexión:

    – La construcción de la identidad bloguera.
    – La construcción del destinatario.
    – La selección del tema y las categorías.
    – La definición del estilo, la actitud y el tono.
    – La adopción de normas de conducta y etiqueta.
    – Los problemas del género textual.
    – La construcción de comunidad en torno al blog.
    – La responsabilidad del autor de un blog.
    – Los problemas de periodicidad y regularidad.
    – El asunto de la fiabilidad de las fuentes de información.
    – Mecanismos retóricos, enunciativos y pragmáticos del blog.
    – etc.

  5. Veo que tienes la cuestión bastante pensada. Me parece interesantísima la propuesta porque unificaría algo que todos los blogueros en uno u otro momento hacen, que es intentar explicar y comprender su escritura.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s