De plagios, ideas y blogs

Cualquiera que lea un buen número de blogs habitualmente se habrá dado cuenta de cómo se repiten ideas, textos, referencias en unas fuentes y en otras. Alguien podría llamar a esto plagio, pero estaría equivocado, ya que el plagio deja de serlo cuando se introduce la fuente supuestamente plagiada. Entonces hablamos de homenaje, cita (más o menos amplia), referencia, extensión informativa, comentario, versión o como queramos llamarlo.

La realidad, aunque intentemos esconderla lo más posible, creo que puede tener que ver con esta cita de Monterroso que, como podrán suponer por el tono de este post, no cito directamente, sino a través del blog de Álvaro Ramírez:

"Una fatalidad. Todo lo detestable que se quiera, pero a veces debe aceptarse, pues a pesar del gran número de ideas que nos legó Platón, la Naturaleza es tan injusta que a muchos hombres y mujeres no les ha tocado ninguna idea y, así, tienen que acudir a las ajenas para transmitir sus ideas, generalmente espurias si no concuerdan con las de uno, si es que también a uno le tocó alguna."

Se repiten muchas ideas -constantemente- en la blogosfera. Posiblemente ese sea uno de sus caracteres definitorios e importantes, ya que ciertas ideas acaban convirtiéndose en verdades aceptadas, opiniones importantes, aplicaciones de moda o lo que sea precisamente por lo repetidas que pueden llegar a ser dentro de este nuestro mundillo. En esa línea ya se manifestó Umberto Eco en 1997:

"desde hace varios decenios circula la teoría según la cual los medios de comunicación no siempre crean opinión, sino que refuerzan la que ya circula."

La razón por la que se repiten esas ideas de manera tan abundante creo que tiene que ver con la propia naturaleza del medio, del canal de comunicación que empleamos los blogueros. El blog, el hecho de publicar un blog, exige de sus autores una gran regularidad. De hecho, la tendencia más general lleva a afirmar a algunos usuarios del medio que debe postearse varias veces en semana. Es algo humano, demasiado humano. Hasta se le ha puesto un nombre en latín: "horror vacui". Miedo al vacío.

¿Y quién tiene ideas "publicables" varias veces en semana? Yo, desde luego, no.

Como consecuencia de esta carencia regular de ideas, el bloguero -yo mismo- se ve obligado a navegar de bitácora en bitácora -¡qué gran ayuda la de los agregadores, verdad!- buscando una idea que trasladar, versionar, comentar u, honradamente, plagiar, de manera que los blogroll se llenen de una idea que se repite aquí y allí hasta convertirse en, por ejemplo, "la idea semanal".

Pero no es la única consecuencia. También aparecen los memes blogueriles, las leyendas urbanas, los tests repetidos y, lógicamente, los popes de la cosa, es decir, aquellos blogueros capaces de tener ideas propias o -alguna que otra vez habrá sucedido, ¿no?- capaces de encontrarlas en lugares desconocidos por la mayoría.

Esto último de los popes es algo que me llama mucho la atención: ¿por qué se convierte un blog en punto de referencia para una comunidad? ¿Por qué, en determinado momento, deja de ser esa referencia? ¿Tiene que ver con las ideas vertidas o con cuestiones más azarosas? ¿Realmente los centros variables de esta blogosfera en desarrollo desaforado son los grandes aportadores de ideas? ¿O se trata de aquellos capaces de reunir en un mismo lugar ideas de acá y allá? ¿Qué papel juegan en la conversión de un blog en centro de referencia el interés que otros medios de comunicación están comenzando a prestar a la blogosfera?

De todo esto se podría hablar y hablar y hablar… Porque los que escribimos blogs somos gente que gustamos de probar constantemente nuestro canal y de definir el proceso comunicativo que protagonizamos.

Anuncios

2 comentarios en “De plagios, ideas y blogs

  1. Me gusta mucho tu artículo y me parece que la preguntas que te haces por los popes son muy llamativas y deberían explorarse. ¿Tienes algunas hipótesis sobre el asunto?
    Me gusta tu blog, el diario de JTC, o como se llame, me encantó y he de regresar. Voy a extender un enlace a tu cuaderno. Un saludo muy cordial

  2. Muchas gracias por tus palabras, Álvaro. Sobre la prgunta que me planteas he de decirte que me siento incapaz de aportar ninguna hipótesis mínimamente seria. O tal vez, sí. Quizás la idea de que uno se convierte en pope de la cosa más por estar en el lugar adecuado y en el momento oportuno que por la “originalidad” de sus aportaciones. Aunque, desde luego, los blogs que aportan ideas acaban tarde o temprano en convertirse en puntos de referencia.
    Y gracias por tus palabras sobre el diario de FJT, que es un experimento que pretendo llevar adelante. Ya veremos qué tiempo me dura la intención.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s